jueves, 19 de mayo de 2016

¿Es factible construir en Venezuela?

La viabilidad de la construcción en Venezuela


El ambiente de la construcción en el país es variopinto, dependiendo del camino que la empresa decida tomar.




Debido a la inmensurable riqueza presente en el territorio venezolano, la inversión extranjera siempre se ha visto en el país;  generando un destino a la medida para ellos, quienes, consecuencia de las políticas de Estado, cuentan con un mercado de materiales nacionalizado y costos de venta libre que indica un atractivo oasis para los inversores si trabajan de la mano con el gobierno, o una pesadilla apocalíptica si deciden caminar el escabroso sendero del sector privado.

En un tiempo aproximado de tres años, según cifras reflejadas en sitios especializados, se han construido una cantidad cercana a 600.000 viviendas; en un sitio en el que las materias primas del área se encuentran en el poder de la administración que compone a la gerencia actual del país y que tuvo la intención de mantener los precios de poco valor, estatalizando a todas las grandes empresas que se desempeñan en el medio generando un importante hándicap , gracias a  la negativa impuesta en el no positivo del aumento de la capacidad de manufactura establecida.

Luego de que en 2008 se estatificara la corporación Cemex, la fabricación de cemento bajó considerablemente; que en declaraciones del presidente de la Cámara Venezolana de Construcción (CVC), Jaime Gómez, “el cemento y la cabilla que se producen en Venezuela no son suficientes“, lo que supone “un problema sumamente grave”.

Proponiendo una solución ante el momento que se vive y presenta, se deba pagar “8 o 10 veces el precio regulado”, el mismo costo que implicaría el levantamiento de una nueva obra. Una afección que se ve reflejada a escala macro, sin duda alguna, a niveles medianos y pequeños. Esto significa una “situación muy grave” según Gómez, quien continuó expresando su preocupación al respecto hablando sobre los minoristas y sus afecciones, también planteando que “quizá la gran solución es que importen cemento a granel para las obras de la Misión Vivienda y dejen la producción nacional para el local”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario